Melodramas con humor

CIUDAD DE MÉXICO.- Tras adoptar con La fea más bella, en 2006, el modelo colombiano de las telenovelas que consiste en insertar situaciones de comedia para cautivar al público, actualmente exitosos productores mexicanos como Rosy Ocampo y Emilio Larrosa reconocen que en Televisa se ha puesto especial énfasis por buscar historias con ese perfil para tener buen rating.

Ambos coinciden en que la oferta de contenidos en la televisora debe de mantener su diversidad. “No es que todas las novelas vayan a ser de comedia. Pero sí hay una búsqueda en ciertos horarios debido al perfil del público que ve esos melodramas, los cuales manejan toques de comedia. Por ejemplo, para las ocho de la noche, que es cuando tenemos a toda la familia en casa, la idea sí es seguir teniendo proyectos de ese tipo”, explica Ocampo.

Sorprendentemente, Larrosa, con Hasta que el dinero nos separe ha rebasado todo tipo de expectativas al colocarse como una de las telenovelas favoritas del año al registrar picos en su rating de hasta 25.3 puntos.

En lo que se refiere a Ocampo, quien ha procurado con Camaleones salir adelante, logró un rating histórico con La fea… al concluir, además, en un domingo, con 43 puntos.

Desde entonces, por la televisora de San Ángel se ha detectado un incremento en producir ese tipo de historias: Yo amo a Juan Querendón (2007), Las tontas no van al cielo (2008), Alma de Hierro (2008) y Los exitosos Pérez, que actualmente se transmite.
“Como género surge hace muchos años. Lo que sí es que en las telenovelas hay más presencia de comedia. Empezó con líneas cómicas que finalmente se insertaban, hasta que la primera propuesta totalmente en comedia y farsa fue No tengo madre (en 1997), producida por Carlos Sotomayor y estelarizada por Eugenio Derbez. En ese momento no tuvo mucho éxito pero fue una propuesta precursora”, dice Ocampo.

Historias afortunadas
A la prenta ¿La fea más bella marca el inicio de la producción de telenovelas con tintes de comedia? Ocampo responde: “Sí percibimos ese cambio y sus resultados. Primero partimos de un texto sumamente afortunado que fue Yo soy Betty, la fea, del colombiano Fernando Gaitán. En ese momento además, tuve una excelente asesoría de Sergio Jiménez. Él empezó a hacer propuestas de tonos con los cuales podíamos abordar ese mismo texto.

Larrosa, productor en 1995 de El premio mayor con la que también dio los primeros llamados de atención respecto a lo que sería esta nueva tendencia —en una historia original creada por los mexicanos Verónica Suárez y Alejandro Pohlenz—, dice: “El melodrama es una cosa muy importante en las telecomedias, es la base de las novelas. Pero ante el momento actual que vivimos, el cual resulta muy difícil por la situación económica, política y social del país, es importante que la gente disfrute de contenidos que no les complique más la vida, sino que disfruten de lo que ven en tv con la familia.”

En ese sentido, Ocampo (Las tontas no van al cielo) recuerda que el éxito de La fea más bella “se dio por una crisis más en este país. Además no había en ese momento presencia de programas cómicos como normalmente lo hay en la parrilla de Televisa”.

Investigan a su público
Pero adoptar esta fórmula en la que también los argentinos están especializados como lo vemos con Los exitosos Pérez (es creación de ellos) no es obra de la casualidad. Según Larrosa, esa decisión por parte de ellos y los ejecutivos de la empresa es resultado de una serie de investigaciones internas.

“El Instituto de Investigaciones de Televisa hace un análisis semanalmente de cada telenovela, y esa información se le proporciona a los productores y ejecutivos, Ahí se valoran los puntos negativos y positivos de cada trabajo, al tiempo que se conoce la tendencia del público para empezarlos a combatir… Aunque a pesar de eso, no siempre se dan las condiciones para hacer los ajustes necesarios por tiempos u horarios”, menciona el productor con 50 años de carrera.

Ocampo, titular de la Dirección de Innovación comenta: “Cuando empezamos a hacer las pruebas de investigación, vimos que La fea más bella tenía un impacto muy positivo por el hecho de abordar la temática de un melodrama pero con un tono más cómico. Cuando sale al aire nos percatamos que al público mexicano, con todo y crisis económica o problemas de salud o cualquier otro, le gusta reír y ver la vida desde un punto de vista más ligero”, explica.

Para saber
Por el momento, Televisa ya se prepara para continuar con esta conquista del público en 2010. Ocampo adelanta que “terminando Hasta que el dinero nos separe, viene Angelli Nesma con la adaptación de Mi gorda bella (producción venezolana de 2002)”.

* La telenovela Hasta que el dinero nos separe, protagonizad por Pedro Fernández e Itatí Cantoral, es una de las más exitosas de la programación de Televisa.

* El fenómeno La fea más bella, telenovela basada en la historia colombiana Yo soy Bety, la fea, registró los índices más altos de rating en mucho tiempo para la televisora de San Ángel.

* El formato a la mexicana de Los exitosos Pérez ha dado los resultados esperados con un elenco de primera.

Fuente: El Informador

This entry was posted in telenovelas televisa. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s